Desarrollo es un término que se refiere a las formas en que un bebé madura y aprende nuevas habilidades, y comienza desde mucho antes de su nacimiento.

Si tu bebé hubiera permanecido en el útero hasta su fecha de término, su desarrollo hubiera continuado ahí hasta que estuviera listo para nacer, pero debido a que llegó antes, aún tiene que seguir desarrollándose, esta es la razón por la que su edad no corresponde con las cosas que es capaz de hacer.

El desarrollo de tu bebé progresará en pequeños pasos. Cada día está aprendiendo a ganar control sobre su cuerpo de formas que los bebés a término conocen desde que nacen y hacen automáticamente.

El sistema nervioso de tu bebé domina el trabajo de sus órganos vitales, debido a que aún está madurando y sigue en desarrollo, su frecuencia cardíaca, respiración, nervios y músculos todavía no trabajan adecuadamente. Entre más se fortalezca, podrás ver señales de que su sistema nervioso está ganando control.

Frecuencia cardíaca y respiratoria

Éstas se volverán regulares y ganarán fuerza, ya no necesitará medicinas para ayudarle a regularlas.

Pulmones

Sus pulmones madurarán y se desarrollarán para dejar de usar un respirador.

Sistema digestivo

Al madurar el sistema digestivo de tu bebé, pasará de la alimentación (IV) a la alimentación por tubo y finalmente a amamantarse y/o comer con biberón.

Control muscular

Al desarrollarse el sistema nervioso de tu bebé logrará tener un mejor control de los músculos de su brazos, piernas y cuerpo completo. Sus movimientos se volverán más suaves y podrá hacer que sus músculos hagan lo que él desea que hagan.

Patrones regulares de sueño y vigilia

Debido a que los bebés prematuros necesitan dormir mucho, podría resultar difícil para él permanecer despierto y prestar atención a lo que sucede alrededor suyo. Pronto, sus patrones de sueño y vigilia se parecerán más a los de un bebé nacido a término. Muy pronto estará alerta, podrá apretarte el dedo, jalarte del cabello y regalarte esa inolvidable primera sonrisa.

Piensa en el desarrollo de tu bebé como en una serie de escalones por los que tiene que avanzar.

Consulta a tu médico.