En esta semana, tu bebé ha desarrollado sus pequeñas uñas. Apoya su crecimiento con una dieta correcta, que entre sus características aporte una cantidad adecuada de proteína de alta calidad biológica para esta etapa de tu embarazo. Además, descubrirás cómo reducir la retención de líquidos durante el embarazo y sentirte más ligera.

¿Qué ocurre en esta semana? 

Las uñas de tu bebé han crecido a tal grado que ahora casi alcanzan la punta de los dedos. El cabello difuso o lanugo que cubría su cuerpo ha desaparecido, ahora sólo queda una capa espesa llamada vérnix, el cual se ha estado desarrollando desde hace varias semanas. Esto protegerá a tu bebé de cualquier irritación dentro del útero.

Su cerebro continúa realizando nuevas y complejas conexiones; hay mucha actividad dentro de su cabecita; a pesar de que pase mucho tiempo dormido.

Tu pequeño/a pesa aproximadamente 2.15 kg y mide cerca de 45 cm de pies a cabeza.

¿Qué puedes esperar durante esta semana? 

Puede que sientas que tu bebé ya no se mueve tanto como antes. No te preocupes, para este momento, él/ella han ocupado todo el vientre y no tiene espacio para más acrobacias. Consulta con el médico si tienes alguna duda sobre tu bebé. 

Tus tobillos, pies y manos pueden empezar a hincharse en este último trimestre debido a la retención de fluidos, la cual provocará que el flujo sanguíneo en la parte baja del cuerpo sea parcialmente bloqueado, mientras el útero presiona las venas pélvicas. Utiliza estas recomendaciones para controlar la inflamación y tener un embarazo cómodo:

  • Habla con tu médico si notas una repentina inflamación de tu rostro, manos y alrededor de los ojos. 
  • Dale un descanso a tus pies. No estés de pie durante largos periodos de tiempo. En la medida de lo posible, eleva los pies y trata de no sentarte con las piernas cruzadas.

¿Qué puedes hacer para apoyar tu embarazo? 

Ten cuidado con tu ingesta de sodio, ya que demasiado de este elemento, puede provocar retención de líquidos, contribuyendo a la hinchazón y distensión. Continúa con una dieta correcta, con un apropiado aporte de DHA y otros nutrientes como hierro, zinc, cobre, colina y folato para estimular el desarrollo cerebral de tu bebé.

Futura mamá, toma en cuenta que cambiar la posición de tu cuerpo puede convencer a tu bebé de no acomodarse en posiciones que puedan resultar incómodas para ti. Pide a tu pareja o algún familiar que te den un suave masaje; esto puede ayudar a aliviar esas áreas con dolor.  

De igual forma, dar un masaje a tu bebé mientras se encuentra en el vientre materno lo acerca a conocer el mundo exterior a través del tacto humano. Al mismo tiempo, estimulas que tu bebé responda a tu cariñoso contacto, lo que ayuda nutrir su desarrollo emocional. 

Consulta a tu médico de confianza para obtener mayor información relacionada a tu embarazo.